"NO NOS VENDAN HUMO"


 

Rosarinos cortaron la cabecera del puente Rosario-Victoria reclamando que terminen los incendios en el territorio entrerriano, y que la Justicia de respuestas ante la gravedad de la situación. 

"Queremos respirar", era el grito que se escuchaba en la cabecera del puente. La reacción de los vecinos surgió cuando cayeron en la cuenta de que la intervención de las autoridades competentes, el Ministro de Ambiente y Desarrollo Sostenible de Nación, y los gobernadores de Santa Fe y Entre Ríos, luego de más de 60 días de negociaciones, no ha hecho que los incendios se detengan.

El leve compromiso asumido por el ministro de Ambiente y Desarrollo Sostenible de Nación, Juan Cabandié, quien un mes atrás, luego de sobrevolar la zona había advertido que a los responsables de las quemas les haría pagar el costo operativo de la extinción de los focos ígneos, es lo que permite que se multipliquen los incendios, que se destruyan los humedales y que el aire que se respira en media provincia de Santa Fe, desde hace más de dos meses, genere inconvenientes en la salud

"Estamos hartos de que nos enciendan fuego en nuestras caras. Queremos que salga la ley de Humedales y queremos que los rosarinos y mucha gente que vive frente a las islas, pueda respirar”, expresó uno de los manifestantes.

"No nos vendan humo", "Quiero respirar", "Ley de humedal, basta de quema", se leía en los carteles que los presentes mantenían elevados mientras cortaban una de las manos de acceso al puente. Más tarde, provocaron el corte total de la traza, cuestión que generó roces con personal de Gendarmería.

 

 

RADIO WOX 2019 / TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS